¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si continua con la navegación, entendemos que acepta su uso Saber más

Acepto
  • Inicio

Aljarafesa participa del ciclo "Agua, Paisaje y Ciudadanía"

Aljarafesa participa del Ciclo “Agua, Paisaje y Ciudadanía” que arranca con unas Jornadas Científico-Técnicas, y que contempla un amplio programa de actividades y encuentros que culminarán en marzo de 2019 con un Congreso Internacional y un Taller de aplicación del Convenio Europeo del Paisaje (Florencia, 2000). Con este Ciclo se conmemora el 25 aniversario de la Carta del Paisaje Mediterráneo aprobada en Sevilla en abril de 1992, y tomada por el Consejo de Europa en 1994 como base para la redacción de un acuerdo similar relativo a todo el continente.

Las sesiones programáticas que tuvieron lugar los días 22, 23 y 24 de Marzo pusieron de manifiesto que las relaciones entre ciudad y naturaleza, realizadas principalmente a través del agua, los jardines y los parques, tienen una larga tradición histórica en la que Sevilla asume un papel protagonista, aunque no suficientemente conocido ni puesto en valor.

En esta trayectoria, hay que destacar inicialmente la antigüedad y carácter de los primeros jardines sevillanos; los de los Reales Alcázares y, sin ser tan longevos, otros jardines palaciegos y conventuales sevillanos también existentes desde hace siglos.

La Alameda de Hércules de Sevilla, realizada en 1574, es uno de los espacios verdes dotados con fuentes públicas, arbolado y jardines más antiguos de Europa; es también el más influyente en la amplia secuencia de paseos similares que se realizarán en toda España y en Hispanoamérica durante los siglos XVII, XVIII y XIX, llegando su influjo y denominación hasta la actualidad como jardín público en todo el ámbito hispánico.

También el Parque de María Luisa es un hito significativo en la historia de los jardines. No solo por la personalidad de su diseñador, Nicolás Forestier (1861-1930) y la importancia de sus realizaciones en otras grandes ciudades (Barcelona, La Habana, París, Buenos Aires), sino porque crea un estilo propio que incorpora la sabia gestión del agua de los jardines islámicos, y refuerza la presencia del jardín meridional o latino en todo el mundo.

Finalmente en la etapa más reciente y de consolidación de Sevilla como gran ciudad, especialmente a partir de la Exposición Universal de 1992, en el término municipal y en el ámbito metropolitano, han sido realizados otros muchos parques que hacen una de las ciudades europeas mejor dotada de superficie verde por habitante y crean una primera estructura básica de lo que en el futuro ha de ser un sistema verde completo, seña de identidad de la aglomeración metropolitana más importante de Andalucía.

Las Jornadas, dirigidas a científicos y estudiosos de la ciudad, de la gestión del agua y del diseño y realización de los jardines, pero también a las entidades y asociaciones que utilizan y se relacionan cotidianamente con el agua y con los parques urbanos, iban acompañadas de un importante conjunto de actividades paralelas encaminadas a una mayor educación y sensibilización social.

Además, con una visión integradora e innovadora, las I Jornadas “Sevilla ciudad saludable: de los orígenes del jardín al sistema verde urbano” quieren ser un punto de encuentro dinamizador del sector. Por ello, y con el objetivo de fomentar la participación técnica y ciudadana, se convocó a toda la sociedad a través de comunidades participativas de ciudadanos y colectivos, para contribuir al desarrollo urbano sostenible y a la educación medioambiental de las ciudades y en especial al estudio del paisaje de la ciudad en general y de Sevilla en particular.